Noticias

Niños y niñas se transforman en mini agentes protectores del planeta

29 Julio 2022

Fueron certificados por la U. Autónoma por su compromiso con el medio ambiente

La Universidad Autónoma de Chile, consciente de su impacto social, económico y ambiental, ha incluido en su proyecto educacional los principios de los Objetivos de Desarrollo Sostenible para el cumplimiento de su misión al servicio de la sociedad.

En este contexto es que ha trabajado de forma permanente en la formación de Agentes RSU (Responsabilidad Social Universitaria), jóvenes embajadores encargados de promover un ambiente universitario que favorezca la formación integral de profesionales y ciudadanos responsables de su entorno.

 

Pero este año la casa de estudios dio un paso más, pues extendió esta labor a los más pequeños y certificó a los niños y niñas del Jardín Infantil UA como Mini Agentes RSU, quienes acompañados por sus padres recibieron su diploma.

Según explicó Karla Neira, coordinadora de Responsabilidad Social Universitaria (RSU) en Temuco, “en nuestra misión de transversalizar la responsabilidad social, queremos que toda la comunidad sea parte de esta gran tarea que nos invita ajustarnos a los objetivos de desarrollo sostenible y esperamos que cada uno de los niñas y niñas también los hagan suyos”.

 

Durante algunas semanas, todas las familias vinculadas al jardín de la Autónoma realizaron una campaña de recolección de botellas, latas y cartones, artículos que fueron depositados en el Punto Verde de la casa de estudios como sello de este esfuerzo comunitario por cuidar el planeta.

Al respecto, Pamela Tiznado, directora del establecimiento, sostuvo “dentro de las líneas pedagógicas del jardín infantil está el reconocer la importancia del cuidado del medio ambiente y fortalecer a nuestros niños para que en un futuro estas prácticas no sólo sean aprendidas en el jardín, sino que continúen durante el paso del tiempo”.

 

EN CASA

Esta experiencia fue muy bien comprendida por los niños y niñas que participaron. Así lo dejó en claro Francisca Arancibia, quien acompañada de su mamá Lilian Lagos, afirmó que todo lo que habían realizado “sirve para cuidar el planeta”.

Mientras que Gonzalo y Tomás Matos comentaron que “en casa siempre hemos sido organizados, de evitar generar mucha basura en la casa, tratar de generar compostaje con los residuos orgánicos y los plásticos depositarlos en los contenedores cerca de la casa”.